Niña con espina bífida sobrevive gracias al Children’s Hospital de Colorado

(ENTRAVISION).- Durante el sexto mes de su segundo embarazo, Juanita Domínguez descubrió que su bebé tenía espina bífida y aunque los médicos le presentaron la opción de no tener a la bebé, ella decidió hacerlo; cuando la pequeña Erika nació fue el personal del Children’s Hospital de Colorado el que marcó la diferencia.

“Causa la parálisis, dependiendo de en qué área no cerró la espalda, eso es lo que afecta”, dice Domínguez acerca del padecimiento de su hija, a quién los médicos del Children’s Hospital operaron al día siguiente de su operación y a la que han seguido atendiendo a lo largo de su vida.

“Cuando nació, al día siguiente le cerraron la espalda y el año pasado le hicieron una cirugía para que ella pueda ser más independiente”, explicó Domínguez.

Para Erika, el hospital se ha vuelto una especia de segundo hogar, un lugar al que tiene que acudir con frencuencia y donde además de atención médica ha encontrado amigos y su propósito en la vida.

“Pues yo voy mucho al hospital y eso como que me inspiró a ser veterinaria; es casi como un doctor pero puedo ayudar a los animales”, comparte la pequeña.

La mamá de Erika invita a la gente a aportar su granito de arena para que el Children’s Hospital pueda seguir cambiando la vida de niños como su hija, lo que usted puede hacer participando en el Radioton 2016.

Más de Radiotón